Toys'R'Us en vísperas de abandonar la separación niño/niña en sus tiendas

Artículo publicado el 19/09/2013 - Tiendas

La asociación "Let Toys Be Toys" acaba de llegar a un acuerdo con la cadena de juguetes Toys'R'Us sobre el marketing de género. El gigante acaba de anunciar, entre otras, la supresión progresiva de las secciones “niña” y “niño” en sus tiendas.

Es ya común que en muchos ámbitos las personas sean clasificadas según el sexo, y en el comercio, esta separación comienza desde la más temprana edad.
Desde la ropa hasta los juguetes, los niños se diferencian por lo que llevan puesto o por lo que tienen en sus manos para jugar. Siguiendo esta lógica, el marketing de género se basa en la separación del “universo” de las niñas del de los niños.

Así, en una tienda de juguetes los artículos identificados como “juguetes de imaginación e imitación”, y que son supuestamente orientados hacia las niñas (cocina, enfermera, kit de veterinaria, etc), están separados de los de los niños (coches, bombero, poli, etc). Incluso los sets de construcción, que antes eran considerados como mixtos, se especializan más y más. En 2012, Lego sacó al mercado su línea Lego Friends, basada en las historias de cinco jovencitas. Las figurillas dejaron a un lado las características atípicas de los personajes Lego para convertirse en unas mini-muñecas con “miles de combinaciones de pelo y de ropa para coleccionar”.

La asociación "Let Toys Be Toys" contra Toys'R'Us

En Gran Bretaña, la Asociación "Let Toys Be Toys" (Que los juguetes sean juguetes) que aboga por el fin del marketing de género, acaba de llegar a un acuerdo con el gigante de los juguetes Toys'R'Us. "Estamos trabajando con el equipo de "Let Toys Be Toys" para el beneficio de nuestros clientes", ha anunciado Roger McLaughian, director de gestión de los hiperalmacenes. La iniciativa verá la eliminación progresiva de las secciones separadas de “niño” y “niña”, y la consecuente modificación de los catálogos y de las campañas publicitarias. De esta manera veremos con mayor frecuencia fotografías de un niño y una niña jugando a los coches que a una pequeña jugando a pasar la aspiradora.

Tras esta decisión, otras gigantes británicos como Tesco, Boots y Sainsbury's se han unido al movimiento.
En España, el marketing de género permanece arraigado en el sector comercial, particularmente entre los productos infantiles. No es raro encontrar vestidos rosa para las bebés y espadas de piratas en la sección de juguetes para niño."

 

Artículo redactado por Nawal Lyamini
¿Le ha gustado? COMPÁRTALO: